Blog Hoteles.com

Ciudad de México: el guía para el visitante primerizo

Odiamos decírtelo: visitar una sola vez la Ciudad de México, nunca será suficiente

Quizá ya lo sospechabas: no se puede conocer un monstruo de la talla de la Ciudad de México en una sola visita.
A fin de cuentas, hablamos de una de las capitales más excitantes de Latinoamérica y sería injusto pretender conocer todas sus aristas en poco tiempo.

El Ángel de la Independencia se encuentra en el centro de una rotonda en la Ciudad de México, México

Sin embargo, hemos hecho nuestro mejor esfuerzo para que conozcas los imperdibles para el visitante primerizo. Queremos que compruebes que la tele se ha quedado corta con lo que te ha contado de ella, que es una ciudad con voz propia y que tiene todo para que quieras volver una y otra vez.

Impresiónate con Bellas Artes, súbete al metro en la hora pico, ponte la fiesta de tu vida y pide tus quesadillas sin queso, te aseguramos que este viaje será toda una aventura.

¿Dónde está la Ciudad de México?

En la zona conocida como el Valle de México, rodeado por el Estado de México y Morelos. A unas tres horas al sur de la ciudad de Querétaro, 13 de Monterrey y a unas 6 de Guadalajara. Aunque queremos creer que eso ya lo sabías, así que continuemos.

Un poquito de historia

La historia de nuestra amada Chilangolandia, o Ciudad de México y hasta hace poco Distrito Federal (o D.F. pa’ la banda) está llena de todo: leyendas, misticismo, monarcas, invasiones, guerras, historias de amor y desamor. La historia de esta ciudad define mucha de la cultura mexicana, al ser la capital y el centro económico y urbano más grande.

Todo comenzó con una profecía:

Los aztecas (provenientes de Aztlán) partieron hacia el sur con el firme propósito de encontrar la tierra prometida por su dios Huitzilopochtli, quien les había ordenado construir su nuevo reino en el lugar donde vieran un águila peleando con una serpiente sobre un cactus (figura que habrás visto en las monedas de a peso).

Encontraron la señal en una isla del Lago Texcoco, en la región central de México y ahí construyeron la Gran Tenochtitlan.

Los mexicas levantaron su ciudad desde cero; hicieron santuarios, templos, centros ceremoniales. Desarrollaron técnicas agrícolas propias sobre el agua y dominaron a la madre naturaleza hasta lograr que su ciudad alcanzara la tierra firme.

La ciudad sufrió muchos cambios, invasiones y el paso de los años que se ve reflejado en su arquitectura, que comprende desde asentamientos prehispánicas hasta edificios ultramodernos.

La historia de la CDMX se nota también en su cultura, sus costumbres, su gastronomía y hasta en su acento. Todo esto, unido a la multiculturalidad producto de su tamaño, hace que se vuelva irresistible para casi cualquiera que la conoce.

¿Y cómo se llega a la Ciudad de México?

En Avión: el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México es el mejor conectado y más agitado del país, así que recibe vuelos todos los días, de todos los estados de la república y de muchos países. Por su gran demanda no es difícil encontrar ofertas de vuelos baratos todo el año, solo es cosa de buscarle. Una vez en el aeropuerto te puedes mover en metro (de hecho, hay una estación  en el aeropuerto), taxi o transporte colectivo. Su ubicación está súper accesible así que no tendrás problema para moverte de ahí.

En autobús: al igual que por aire, puedes tomar un bus de prácticamente cualquier ciudad grande de México hacia la capital. Líneas de todas partes conectan a esta ciudad, que a su vez sirve en muchos casos como escala o interconexión para tomar buses en sus múltiples terminales hacia otros estados. Líneas como ADO, Omnibus de México, Primera Plus y ETN, por mencionar algunas, llegan a la Ciudad de México.

Para llegar en auto particular son muchas las carreteras que conectan con la ciudad, todo depende de qué parte de la república comenzarás el viaje.

El clima de la CDMX

La Ciudad de México es una ciudad fresca. Las temperaturas son bastante agradables la mayor parte del año. La media anual es de 16°C, las más altas se sienten de marzo a mayo y llegan ligeramente arriba de 25°C, mientras que las más bajas rondan los 5°C en enero.

Lugares de interés en la Ciudad de México

Hay una infinidad de opciones para pasar el rato en Mexico City. Sin embargo empecemos tranquilitos porque sabemos que esta no será tu única visita. ¡Comenzamos!

1. Conoce el Palacio de Bellas Artes

Hablamos del centro dedicado a la expresión de las bellas artes más importante de México.

Un palacio impresionante por dentro y por fuera, su arquitectura es una preciosa mezcla de estilos. Su construcción estaba planeada para 4 años aunque tardó 30, que se ven reflejados en los detalles y esculturas que encuentras en cada rincón del palacio. Para hacerlo se usaron materiales como acero, concreto, y mármoles de distintos tonos.

Ciudad de México
Belles artes, Ciudad de México, México

En Bellas Artes, además de los conciertos y eventos que se realizan normalmente, podrás disfrutar de las más variadas e interesantes exposiciones temporales, y de las visitas guiadas que se ofrecen gratis de martes a viernes de 12:50 a 13:20hrs.

Saliendo de Bellas Artes (o antes, tú escoge) es obligatorio visitar la Alameda Central, el primer parque de América, justo ahí enfrentito, y de paso visitar el Palacio Postal, otra joya arquitectónica de la capital.

2. Ya que andas por ahí, súbete al mirador de la torre Latino

Sin salir de la zona, encontrarás la Torre Latinoamericana (La Latino). Un rascacielos de 44 pisos y 181.33 metros (con todo y antena), ubicado exactamente en la esquina de Francisco I. Madero y Eje Central. Desde que fue construido en 1956, hasta 1972, fue el edificio más alto de la CDMX, el rascacielos más alto del mundo fuera de Estados Unidos y el único rascacielos en todo el mundo en estar en zona sísmica. Tres terremotos después sigue dando batalla. Desde su mirador tendrás una vista increíble de la ciudad, así que carga la cámara y saca al fotógrafo que llevas dentro, no solo de selfies vive el hombre.

3. Es el turno del Zócalo y la Catedral

Saliendo de La Latino camina por el andador Francisco I. Madero. Después de pasar frente a un montón de edificios tan bellos como antiguos (La Casa de los Azulejos, por ejemplo) y frente a talentosos vendedores que anuncian las más variadas mercancías (lentes, tatuajes, piercings, comida…) vas a llegar al Zócalo. El famosísimo, tan grande y transitado como lo habías visto en la tele, y ahí, justo en frente, la majestuosa Catedral Metropolitana.

Además de conocerla por dentro, puedes visitar el campanario o unirte a una visita nocturna de las que se hacen todos los lunes, martes y viernes a las 19:00hrs. Para más información visita su página oficial.

4. El Castillo de Chapultepec, qué bonito es lo bonito

Te vas a quedar sin aliento, y no lo decimos solo porque lo vas a perder en la subida del camino; sino porque su belleza tiene ese don. En este lugar se unen la historia, la belleza, el lujo y los caprichos de personajes que han marcado la historia de México. En cuanto entres no podrás evitar imaginarte en una película, hablando formal, vestido de gala y echando fiesta con la gente más fancy de la historia mexicana. Esta visita la disfrutarán también los pequeños, al tiempo que aprenden un poco de historia.

5. Museo Nacional de Antropología

Saliendo del Castillo, caminas un poco por el Bosque de Chapultepec y llegas al Museo Nacional de Antropología. Uno de los más importantes de México. Aquí vas a aprender no solo de las culturas del México antiguo, sino que también comprenderás mucho mejor la actual.

Toma tu cuaderno de notas, prepárate para la larga caminata y déjate impresionar por uno de los museos más completos del país. Eso sí, vas a necesitar mucho tiempo, porque créenos, es mucho lo que hay que ver aquí.
El museo abre de martes a domingo, de 9 a 19hrs. Para más información sobre costos visita su página oficial.

6. El templo Mayor

Sí, más historia, ahora llegó el turno de la Zona Arqueológica del Templo Mayor. Se trata de un recinto de 1.2 hectáreas, dentro de las cuales se encuentra el Templo Mayor, el edificio religioso más importante de Tenochtitlan, dedicado a Huitzilopochtli, dios solar de la guerra, y a Tláloc, el dios de la lluvia. Para los mexicas, el Templo Mayor ocupaba el centro del universo y por lo tanto, no podía ser cambiado de lugar. El sitio arqueológico abre de martes a domingo de 9 a 17hrs, para más información sobre costos visita su sitio web.

Pyramid of the Sun, Tenochtitlan, Ciudad de México

7. Paseo por la Roma

Una de las colonias antiguas de la preciosa Ciudad de México que está en boga. Hermosas casas viejas, galerías, restaurantes para todos los gustos, concept stores, niñas hipsters pululando, tipos guapos y bares con los conceptos más variados. Una experiencia propia de una ciudad cosmopolita mezclado con la riqueza de la cultura y tradición mexicanas.

Hasta aquí, todas las atracciones son aptas para los chamacos. A partir de este momento, ellos se quedan en casa y los adultos sacan sus mejores trapos porque es momento de la fiesta.

8. Xochimilco, el famosísimo

Seguro ya te viste poniéndote una borrachera en una trajinera que se llame igual que tu crush, al ritmo de las mejores cumbias del momento. Déjanos contarte que eso no es lo único que encontrarás. Puedes visitar la tenebrosa Isla de las Muñecas y si tienes suerte, ver un ejemplar del ajolote, la curiosa especie endémica de los canales de Xochimilco. Por cierto, Xochimilco es famoso entre otras cosas por sus tradicionales pulquerías, así que no olvides pasar por una y degustar la bebida de los dioses aztecas.

9. Garibaldi, obviamente

La plaza donde se juntan los mariachis. Porque ciudad mexicana que se respete, tiene una plaza a donde puede ir uno a contratar un mariachi. Si piensas dar una serenata, este es tu lugar. O si piensas solo en vivir tu desamor y hallar el olvido al estilo Jalisco, también este es tu lugar.

Ya que andas por ahí no olvides visitar el museo del Tequila y el Mezcal.

10. La Zona Rosa

Otro clásico de la borrachera. Aquí puedes agarrar la fiesta con poco dinero, o con mucho, para todos hay. Y seguirla aquí mismo. La diversión no se acaba y las ofertas son muy variadas; desde boataneros vespertinos hasta los mejores antros de ambiente. Si te sientes curioso, puedes visitar también una de las muchas sex shops (o varias) famosas en la zona, experiencia cultural completa.

¿Y qué hay para comer?

Muy bien, ya fue mucho turistear, ya estuvo. Hay que alimentar ese cuerpito escultural.

Una de las mejores formas de conocer una cultura es a través de su gastronomía, así que esta vez vamos a enfocarnos en el sabor callejero. Entre los que sí o sí tienes que probar están: la Torta de tamal o guajolota; la reina, la mayor expresión chilanga. Te aseguramos que ninguna torta de tamal que comas en otra parte del país te sabrá igual que esta, así que ahora que estás aquí, aprovecha. Puedes encontrarla tempranito afuera de casi cualquier iglesia o punto de paso de la comunidad Godínez, ya sabes, los trabajadores de oficina. Te recomendamos especialmente las de la calle Motolina, en el corazón de la ciudad. Eso sí, temprano, recuerda que te advertimos. Las tortas de chilaquil de La Condesa son otra buena opción para el desayuno. Quizá te toque hacer una de la colas más largas de tu vida, sin embrago valdrá la pena.

Entre otras delicias te recomendamos los célebres Tacos del Chupas, que puedes encontrar cerca del Metro Coyoacán y en otros puntos de la ciudad; las tapas del mercado de San Juan, con su deliciosa salsa de chapulín, las quesadillas (con o sin queso) callejeras y La casa de Toño, el desayunador godínez por excelencia y también lugar de “descrude” (curar la cruda), de cientos de borrachos. Si andas por el centro puedes darte una vuelta por el Café de La Parroquia (el clásico jarocho en la gran ciudad) y tomarte un lechero, nada mejor para empezar la mañana.

¿Y en dónde te puedes hospedar?

Hay muchas opciones de hoteles de todos los precios en la Ciudad de México.

Hoy queremos recomendarte un hotel que combina comodidad, un gusto impecable en la decoración, diseño, vistas increíbles de la ciudad y en una de las zonas más exclusivas de la ciudad.

Se trata del Hyatt Regency Mexico City, un elegante hotel con vista al Bosque de Chapultepec, ubicado en Polanco, muy cerca de las principales atracciones de la Cuidad de México y de zonas comerciales exclusivas.

  • Cuenta con 755 habitaciones y suites, y una suite presidencial en el piso más alto.
  • Tres restaurantes en los que vas a encontrar platillos de lo más creativos, toda una experiencia culinaria.
  • Hay un Business Center con servicio completo, espacios para reuniones y eventos.
  • Alberca techada, jardín, fitness center con entrenadores y canchas de tenis.
  • Los huéspedes tienen a su disposición los servicios de Valet Parking, limusina o coche con chofer, cuidado de niños en la habitación, recepción 24 horas, café y té en áreas comunes, wifi, canales de TV premium, limpieza de habitaciones diaria y lavandería.
  • Incluye desayuno.

Recuerda que en tu blog de Hoteles.com, puedes reservar hasta por 12 meses sin intereses, si vas a ir a CDMX, date una vueltita por la página.

Por último, no te olvides de…

Tomar las precauciones necesarias para resguardar tu seguridad. Es decir, fijarte dónde te metes y a qué hora. Como en todas las ciudades grandes hay riesgos que es mejor evitar.

Lo que definitivamente no debes hacer…

Es asustarte y dejar que te intimiden las leyendas. Es cierto que hay peligros, sin embargo también es cierto que esta es una ciudad con la capacidad de conquistar a cualquiera, y sería un pecado perdérsela por miedo.

Y ahora sí, por último…

No olvides dejarnos tus comentarios, ¡nos emociona conocer tu experiencia!

Hoteles.com

Añadir comentario

¡Síguenos!

Sigue a Hoteles.com en las redes sociales.

¿Tienes un blog y quieres hacer una alianza con los hoteles? ¡Escriba para nosotros!
E-mail: hoteles.com@jeffreygroup.com